Prensa Latina, La Agencia

viernes 24 de mayo de 2024
Search
Close this search box.
TEMAS ESCáNER

Eslinda Núñez: es gratificante saber que el público me quiere

Por Dai Liem Lafá Armenteros

Redacción de Cultura

En entrevista exclusiva concedida a Prensa Latina, la Premio Nacional de cine 2011 reveló profundas emociones sobre su vasta trayectoria en el séptimo arte, la relación de cariño con los espectadores cubanos y el trabajo más reciente que la ocupa.

La destacada artista, quien cumplió 80 años el pasado 27 de diciembre, remembró que en una época (década de los 60-70) los periodistas la nombraban a ella y a la también intérprete Daisy Granados como “los rostros del cine cubano”. Éramos dos entonces, señaló.

En aquel tiempo casi siempre venían a Cuba dos actrices de Alemania, de España, de Rusia y demás países, y entonces Daisy y yo salíamos mucho a representar nuestras películas en el exterior como Memorias del subdesarrollo, Lucía y La primera carga al machete, recordó.

En México, España y Venezuela nos llamaban así, “los rostros del cine cubano”. Pasó el tiempo y surgieron muchas caras del séptimo arte, con la posibilidad de contar con figuras como Sergio Corrieri, Luis Alberto García, Isabel Santos y una pléyade de actores, porque Cuba está llena de talentos, afirmó la entrevistada.

Pasa aquí como en Brasil, se dan muchos talentos en actores y actrices de calidad y sensibilidad artística. Tenemos esa suerte, aseveró.

En cuanto a su relación con el pueblo cubano, la protagonista de filmes como Lucía expresó que sale a la calle diariamente dispuesta a tener un buen día, y quizás no sea consciente de cuánto la quiere su gente, pero muchos la paran para preguntarle sobre qué trabajo está haciendo, si viene algo nuevo.

A veces no puedo contestar a todos, porque en ocasiones me acosan a preguntas y quisiera responder todo pero no puedo siempre, se disculpó la actriz. “Pero para mí me resulta muy gratificante que la gente se interese por lo que estoy haciendo, lo que hice, por qué lo hice, y el resultado de todo eso”.

De todo ello fue un poco el resumen del premio Coral de Honor “que recién me otorgaron en el marco del 44 Festival del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana, en diciembre último”.

“Para mí, fue un reconocimiento importante porque me mostró que había un análisis de lo que ha sido mi vida y mi trayectoria, no solamente en el cine, sino también en la televisión, el teatro y el doblaje. Ello me hace sentir feliz y extrañada, porque me agarró casi de sorpresa. No lo esperaba en ese momento”, manifestó la laureada artista.

Fue un momento hermoso en la sala Chaplin al ver la reacción del público, su aplauso y su cariño, confesó Eslinda Núñez. También reveló que le gusta mucho hablar con las personas en la calle y conocer la opinión sobre lo último que acaba de hacer y lo que hizo hace tiempo.

Imagínate, dijo, mucha gente me habla de Lucía (1968). Es un recuerdo entrañable, un personaje que me marcó y agradezco.

“Por mucho que trate de alejarme, pues he hecho obras como Santa Camila de La Habana Vieja y otros roles en teatro, siempre me hablan de Lucía”.

También recibí el premio Lucía en el Festival de cine de Gibara, Holguín, recordó la actriz, “lauro que me parece una retribución al maestro Humberto Solás (1941-2008, director de ese film), a quien yo le agradezco toda mi vida”.

Él me conoció muy joven, con 17 años, cuando caminaba por las calles, y siempre me paraba y me decía que quería trabajar conmigo en algún momento, relató.

“Me ofreció inicialmente algunos personajes, y todo quedó en el olvido. Pero cuando él tuvo realmente uno que yo podía hacer, fue a mi casa y me mostró a Lucía. Lo encontré tan extraordinario, completo, hermoso y muy bien diseñado dramatúrgicamente. Y bueno, todavía hoy la gente lo recuerda”.

Al preguntarle qué se siente cuando para el público ella ya no es más Eslinda, sino sus personajes cinematográficos Lucía o Amada, la experimentada actriz considera que ha tenido suerte en su carrera, y no olvida mencionar y agradecer sus roles en la televisión cubana, los cuales le ayudaron a mostrar otras facetas y capacidades histriónicas.

He trabajado con grandes actores que me han ayudado mucho, reconoció, he aprendido de ellos y he tratado de tomar lo mejor, resaltó.

Habló además de lo último que está haciendo en la televisión, encarnando en el espacio policíaco Tras la huella, bajo la dirección de Rolando (el chino) Chiong, a una mujer simpática, un poco torpe y que tiene una serie determinada de creencias.

No es un rol protagónico pero me ha gustado mucho hacerlo, porque el chino es un director que permite una gran comunicación, lo cual es importante para cualquier actor o actriz.

También contó sus impresiones sobre el hecho de que el cartel de la película Lucía (protagonizada por Raquel Revuelta, Adela Legrá y ella en tres historias), junto a otros de la filmografía cubana, fueron inscritos en 2023 con la condición Memoria del mundo otorgada por la Unesco.

A propósito, contó que hace poco se enteró de que en la película Babilonia (2022, del director estadounidense Damien Chazelle) salen al final fotos y fotogramas de películas importantes e icónicas a nivel mundial.

Y al verla, de pronto la asombró que aparecía una imagen de su Lucía, la segunda historia de la cinta. Increíble, recordó emocionada Eslinda Núñez. “Me alegró que al filme se le rindiera también ese homenaje. Quedé con la boca abierta y se me aguaron los ojos”.

arb/mml/dla

RELACIONADOS